alt

La consejera de Ciudadanía y Servicios Sociales del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, ha visitado este lunes las dependencias del Hogar del Pensionista, situado en el antiguo Cuartelillo de Alcañiz, así como del Centro de Día de la ciudad, ubicado en los bajos del bloque de apartamentos para personas mayores cercano al IES Bajo Aragón. Ambos equipamientos públicos, el Hogar del Pensionista adscrito al Gobierno de Aragón y el Centro de Día de titularidad municipal, entran en una nueva fase tras las restricciones generales de la pandemia, con un protocolo propio que implica uso obligatorio de la mascarilla y toma de temperatura de los visitantes, y amplían servicios con una plantilla conjunta de trabajadores que ya supera la treintena, incluyendo ya servicios de transporte.

Convertidos ya en centros de referencia en materia de asistencia social y trabajo en favor de la tercera edad, Hogar del Pensionista y Centro de Día prestan servicios diarios de fisioterapia y estimulación psicomotriz y del ejercicio, talleres ocupacionales, divulgativos y formativos, actividades individualizadas para aquellos usuarios con más necesidades, y una serie de servicios básicos esenciales como alimentación, transporte, limpieza y labores administrativas y de apoyo y asesoramiento a familiares que configuran un tejido muy importante dentro de los servicios públicos que se prestan en Alcañiz. “Hemos tenido siempre vocación de capital supracomarcal”, explica el alcalde, Ignacio Urquizu.

“Y esa vocación nos permite ser el centro de muchos de los servicios públicos que se prestan en la zona”, continúa durante la visita realizada por la consejera Broto, “empezando por el hospital, todos los equipamientos educativos que tenemos, y estos dos ejemplos más, el Hogar del Pensionista y el Centro de Día, que contribuyen a mostrar lo bien que nos ha sentado disfrutar de unos servicios sociales gestionados desde una comunidad autónoma con nuestra autonomía y decidiendo sobre ellos”. El Hogar del Pensionista cumple medio siglo de vida, y es además uno de los centros motores de la propia sociedad de la ciudad. “Las personas mayores de Alcañiz, además, participan mucho de la vida social del municipio, y eso es un motivo de alegría”, recuerda Urquizu.

“Volver a disfrutar poco a poco las actividades y la normalidad que vemos todos aquí es un motivo de agradecimiento y alegría. Estos dos años han sido complicados sobre todo para los niños y para las personas mayores, y poder abrir de nuevo las puertas como antes de la pandemia es importante y es beneficioso”. Se recupera el calendario habitual de talleres, actividades, eventos y ocio. Pero las restricciones que ya se van retirando en el resto de los emplazamientos aún se mantendrán en estos equipamientos dirigidos a las personas mayores. El uso de la mascarilla seguirá siendo obligatorio en el interior de los mismos, y en el Centro de Día de Alcañiz, además, se tomará la temperatura a aquellos visitantes ajenos a los usuarios. “Vemos ciertos repuntes de covid en algunos centros residenciales, afortunadamente leves gracias a la vacunación, y debemos ser prudentes”, explica al respecto la consejera Broto.

El Centro de Día de Alcañiz ya se encuentra por encima de la docena de usuarios, “con la expectativa de que a final de año esté a pleno rendimiento porque ya vamos registrando gente interesada por toda la comarca”. Este interés surgido entre usuarios de varios municipios del Bajo Aragón, incluso zonas más alejadas como la localidad de Monroyo, está detrás del inicio del servicio de transporte del Centro de Día, que ya presta servicio de lunes a jueves por la mañana a través de Comarca del Bajo Aragón. “Hablamos además de un centro de día muy flexible, que puede usarse en horario de mañana, de tarde, con servicio de comida incluido... Tiene un conjunto de servicios que funcionan a satisfacción plena de los usuarios”, señala el alcalde de Alcañiz.

“Tenemos que poner muy en valor lo que significa y el servicio que presta un Centro de Día”, manifiesta la consejera de Ciudadanía. “Hablamos de una serie de actividades muy importantes para mantener y estimular la autonomía de las personas mayores”, con pautas de seguimiento y protocolos “que también llevarán a cabo en su domicilio, de tal manera que estos centros orientan para que esos usuarios puedan mantener esa autonomía”. “Tanto para ellos como para las familias supone un refuerzo fundamental”, asegura María Victoria Broto, “porque garantiza actividades que consiguen bienestar y mejora para las personas mayores manteniendo su residencia en su domicilio”.

Ya en marcha servicio de transporte al Centro de Día de Alcañiz

Actuación subvencionada por:

Plan avanza

Actuación subvencionada por:

Gobierno de Aragón

Ayuntamiento de Alcañiz